Así, comparadas estas cifras con la Semana Santa del 2016, se aprecia un ligero incremento del 1,40 por ciento en el primero de los datos y un aumento del 4,67 por ciento en el segundo de ellos, según ha informado la AHT en nota de prensa.

Esta subida se explica por el aumento de la ocupación el Domingo de Resurrección en un 4,67 por ciento y una media del 4,85 por ciento del Lunes al Miércoles Santo, destacando el primero con un aumento del 11,49.

En cuanto a la ocupación diaria, la estadística elaborada por la AHT, que comprende más del 58 por 100 de las casi 1.900 habitaciones de la capital afiliadas a la misma, arroja las cifras porcentuales siguientes: el lunes, la ocupación fue del 78,72 por ciento; el martes, hubo unos datos del 72,07; el miércoles, un 73,58 por ciento; el jueves, 95,73; el viernes, 99,07 por ciento; el sábado, la ocupación fue del 92,97 por ciento; y el domingo, el 84,76.

PROCEDENCIA DE LOS CLIENTES

En cuanto a la procedencia de los clientes, el 76 por ciento son españoles y el 24 restante extranjeros. En cuanto al muestreo realizado entre algunos hoteles de las principales localidades de la provincia, que representan un 41 por ciento de las 1.150 habitaciones afiliadas a la AHT, cabe señalar que la ocupación media de jueves a domingo ha rondado el 75 por ciento y, que los días de máxima afluencia han sido el Viernes y el Sábado Santo donde se ha superado el 86%, seguido del Jueves Santo con casi un 83 por ciento.