de CLM, una apuesta por la calidad

El sector agroalimentario de Castilla-La Mancha goza de una gran importancia socioeconómica ya que representa el 30% de la actividad económica de la Región y de un 18% de participación en el empleo industrial.

En Castilla-La Mancha existen un amplio abanico de productos provenientes de la industria agraria y ganadera, todos ellos amparados en Denominaciones de Origen (DO), Indicaciones Geográficas Protegidas (IGP), Especialidades Tradicionales Garantizadas (ETG), asi como productos ecológicos reconocidos dentro de la legislación vigente a ese respecto.

La apuesta decidida por la ganadería y la agricultura garantiza la viabilidad de un sector que no sólo es necesario para el abastecimiento de la población sino que además potencia la investigación agraria y el desarrollo de nuevas tecnologías aplicadas al campo, como demuestran los estudios realizados por el Instituto Técnico Agronómico Provincial (ITAP) de Albacete.

En la Región hay 37 figuras de calidad que engloban los productos y alimentos más típicos manchegos y mejor conocidos en el mundo entero.

Los más destacados son el Ajo Morado de Las Pedroñeras, el Azafrán de La Mancha, las Berenjenas de Almagro, la Miel de la Alcarria, el Melón de La Mancha y el Mazapán de Toledo, entre otros muchos. Además, Castilla-La Mancha cuenta con cuatro Denominaciones de Origen de aceite de oliva y trece del sector vitivinícola: Almansa, Dehesa del Carrizal, Dominio de Valdepusa, Finca Élez, Jumilla, La Mancha, Manchuela, Méntrida, Mondéjar, Pago Guijoso, Ribera del Júcar, Uclés y Valdepeñas.

La ganadería bovina y especialmente la carne de cordero de raza Manchega y de raza Segureña, amparadas por las Indicaciones Geográficas Cordero Manchego y Cordero de las Sierras de Segura y La Sagra, respectivamente, tienen gran reconocimiento y prestigio.

Todo ello sin olvidar que Castilla-La Mancha cuenta con el mejor queso del mundo, el Queso Manchego, cuya Denominación de Origen sólo admite leche procedente de ovejas de raza Manchega y comprende la mayor comarca conocida en Europa con 35.000 kilómetros cuadrados de extensión.

En defensa del sector ganadero de la Región

Al respecto del cordero manchego, en palabras del consejero de Agricultura, José Luis Martínez Guijarro, la situación del sector ganadero, en este momento de crisis global, también es delicada. Según aseguraba, desde la Consejería están trabajando, en colaboración con el Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, en el desarrollo y puesta en marcha del Plan de Choque para el sector ganadero.

Un Plan que cuenta con un presupuesto de 350 millones de euros y que recoge, entre otras medidas, ayudas a las razas autóctonas de ganado extensivo, ayudas y apoyo a las agrupaciones de productores castellano-manchegos, subvenciones para lograr salir de la situación de peligro de extinción de razas autóctonas de la región, como son la oveja alcarreña y la talaverana, una serie de ayudas dirigidas a ganaderos cuya cabaña se encuentra ubicada en zonas de restricción por causa de la lengua azul, así como bonificaciones en los préstamos concedidos a los ganaderos. “Todo ello en su conjunto, debe servir de incentivo para lograr salvar esta situación de incertidumbre por la que atraviesa el sector en estos momentos”, confía Guijarro.

Según el Consejero, es el cordero manchego que sólo se utiliza para producción de carne el que quizás peor lo esté pasando “pues el consumidor se ha distanciado de este tipo de productos en este momento ya que tienen un mayor precio de compra”, se lamenta.

Asimismo, el sector de la leche está atravesando en la actualidad por una situación complicada, y también la leche que se utiliza para la elaboración del queso manchego, pero desde la Consejería creen que se poseen las mejores herramientas para paliar esta situación: una leche de excelente calidad que produce el queso más reconocido a nivel mundial, el queso manchego, y una leche que, además, la industria paga a mayor precio al ganadero. Es por eso que desde la Administración piden que se haga un mayor esfuerzo para que el cordero manchego sea también identificado por los consumidores como un producto de excelente calidad, como marca de Cordero Manchego, y esto se conseguirá a través de la IGP Cordero Manchego. “Es ahí donde tenemos que centrar los esfuerzos para que el consumidor reconozca la calidad del producto”, afirmaba Guijarro.

Cultivos energéticos, una importante alternativa para el campo de Castilla-La Mancha

Los cultivos energéticos suponen una alternativa para el campo en Castilla-La Mancha, donde el clima extremo y las limitaciones de disponibilidad de agua no hacen fácil encontrar cultivos que se adapten a estas condiciones y, además, sean rentables y competitivos en los mercados internacionales.

En la actualidad, los cultivos energéticos ocupan una superficie de 109.404 hectáreas, de las cuales el 78% están dedicadas al cultivo de oleaginosas y el 22% a cereales.

El 98% de la superficie de oleaginosas para uso energético corresponde al cultivo del girasol, ocupando 83.399 hectáreas, es decir, el 61% de la superficie total nacional.

En nuestra Comunidad Autónoma se dan las condiciones óptimas para los cultivos destinados a la producción de biodiesel y bioetanol, así como para la obtención de energía a partir de la biomasa, bien a través de residuos agrícolas como son los restos de poda del olivar y la viña; mediante cardos y distintos tipos de arbustos de crecimiento rápido; a partir de los residuos procedentes de los tratamientos forestales; y, por último, a través de residuos ganaderos, como los purines.

Últimamente, además, la Consejería de Agricultura ha impulsado la renovación del acuerdo marco para el mantenimiento y potenciación del cultivo de girasol y su destino como cultivo energético que mantienen las organizaciones profesionales agrarias de la región, ASAJA, UPA y COAG-IR, y las industrias extractoras Olcesa y SOS Cuétara.

Un acuerdo marco que rige la relación contractual entre el sector industrial y el sector productor recogiendo una serie de garantías para ambas partes, entre las que se encuentra la posibilidad de renunciar a la ayuda comunitaria.

El aceite de CLM, uno de los mejores del mundo

La superficie regional destinada al cultivo del olivar ronda las 400.000 hectáreas, de las que más de 130.000 están bajo el paraguas de alguna Denominación de Origen, lo que supone una garantía para el consumidor y un aval para su comercialización.

Ocupando el segundo puesto en producción a nivel nacional, después de Andalucia, el sector del olivar castellano-manchego tiene una gran importancia económica y social en la Región, donde existen más de 100.000 explotaciones y 249 almazaras, de las que más de la mitad son cooperativas.

Castilla-La Mancha ha apoyado la petición del Ministerio para que se active el mecanismo de almacenamiento privado que prevé la OCM del aceite de oliva y que finalmente la Comisión Europea ha aprobado para un período de seis meses. Esta medida va a contribuir a mejorar la situación del sector, inyectando liquidez a las almazaras y también servirá para relanzar el precio del aceite que, por otra parte, en este momento está repuntando.

Según Martínez Guijarro, el sector del aceite en nuestra Región tiene muchas posibilidades de futuro, aunque también atraviesa una complicada situación. Sin embargo, puntualiza, “las empresas almazaras de la Región, son cada vez más reconocidas a nivel nacional”. Además, añade el Consejero, “en comparación con Andalucía, hay una producción menor, pero esto permite también elaborar productos de excelente calidad”.

El azafrán y los riesgos de la competencia ilegal

El azafrán manchego es, sin dudas, el mejor azafrán del mundo, sin embargo atraviesa desde hace algún tiempo una crisis por diversas razones: falta de empresas y personas que se dediquen a su laborioso cultivo y recolección; y entrada en el mercado de un azafrán más económico y de menor calidad por parte de otros países; agravado también todo por la crisis económica que atraviesa el país.

Según el consejero de Agricultura de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, “nuestro azafrán es excelente y, precisamente, estamos trabajando junto al sector, organizaciones agrarias y el Consejo Regulador de la D.O. Azafrán de La Mancha para analizar el contenido del contrato-tipo que van a proponer los agricultores y transformadores de azafrán al Ministerio para que sea homologado”. Este contrato-tipo es una apuesta por la comercialización del azafrán de calidad que se produce en Castilla-La Mancha.

Además, desde la Consejería, están trabajando en un proyecto de investigación para el desarrollo de un bulbo del azafrán con unas características definidas que pueda ser certificado como bulbo para producir azafrán de La Mancha por el Consejo Regulador.

Esto podría ser una magnífica garantía de cara a la invasión de productos de menor calidad que entran en España procedente de terceros países y en muchos casos con la práctica del dumping (práctica comercial de vender a precios inferiores al costo) compitiendo de forma ilegal con nuestro azafrán.

En 2001, la Unión Europea reconoció la Indicación Geográfica Protegida Azafrán de La Mancha. El proceso de producción, único y original, que consiste en el desecado mediante tostado a fuego lento en lugar de desecado al sol, parece ser el responsable de la calidad del azafrán castellano-manchego, reconocido a nivel mundial.

Miel de La Alcarria, garantía de calidad

También la miel de La Alcarria sufre los problemas de la comercialización en el exterior, porque hay miel a precios más bajos que proceden de China y Argentina. Sin embargo, al ser un sector que comercializa casi un 80% de su producción en España, no ven tan dura su competencia.

Según Guijarro, la marca miel de La Alcarria es una marca muy conocida y reconocida tanto en España como a nivel internacional, afirmando que los apicultores de La Alcarria que tienen su producción bajo el paraguas de esta D.O. tienen mucho más fácil la comercialización de sus productos que aquellos que no están dentro de la misma.

Esta Denominación de Origen es la primera D.O. de miel que existe en España.

Según sostiene Guijarro, los productores, de cara a favorecer la comercialización, deberían ampliar la gama de productos con mieles de mayor variedad floral. Al Consejero le consta que el Consejo Regulador está trabajando en ello para intentar cubrir los gustos del consumidor y poder adquirir mayor competitividad con respecto a otras mieles. “El esfuerzo de la comercialización debe ser constante y las empresas han de poner todo el empeño que puedan en ello, pues tenemos miel muy buena pero hemos de ampliar las miras en su venta en otras líneas para mejorar la situación del sector”, afirmaba el Consejero.

En el marco de colaboración que mantiene la Consejería con el sector en la Región, han convocado una reunión en estos meses con la Comisión Regional de Apicultura para abordar toda la problemática que hay ahora mismo y poner en marcha posibles soluciones.

Innovar para mejorar la competitividad

Al amparo de la Orden para el aumento del valor añadido de los productos agrícolas y el Fomento de la Calidad Agroalimentaria (FOCAL) 2007-2013, la consejería de Agricultura y Desarrollo Rural resolvió a finales del pasado año ayudas por importe de 48,8 millones de euros para 170 industrias agroalimentarias de todos los sectores de nuestra región. Unas ayudas cuya inversión relacionada alcanzó un montante de 270 millones de euros y que han supuesto la generación de casi 450 puestos de trabajo y la consolidación de otros 2.700. Unas cifras que hay que sumar a la resolución de ayudas aprobadas del pasado verano por valor de 95 millones de euros y que supusieron más de 1.500 puestos de trabajo creados y la consolidación de unos 13.000.

Con esta Orden, en el actual período se han concedido subvenciones por importe de 144 millones de euros para más de 620 industrias, pudiendo hablar de la creación de 2.000 puestos de trabajo en el sector agroalimentario en este año.

Estos datos ponen de manifiesto la importancia de aumentar el valor generado por las empresas agroalimentarias a través de la innovación en los productos, la aplicación de nuevas tecnologías, la mejora de la calidad, el mayor rendimiento de las producciones, la mejora de la comercialización y, en definitiva, el incremento de la competitividad de nuestros productos en el mercado, tanto nacional como internacional.

España y Castilla-La Mancha trabajan para intentar preservar la PAC a partir del año 2013

Lo que ha dado en llamarse como Chequeo Médico de la PAC (propuesta legislativa sobre la Política Agraria Común que ha elaborado la Comisión Europea), es un tema que preocupa a los agricultores sobre todo por la incertidumbre que existe al respecto.

Desde la Consejería de Agricultura están trabajando, junto al Ministerio de Agricultura, en la aplicación de esta propuesta en España apostando por los sectores del ovino y del caprino, del vacuno de carne y por el sector de cultivos herbáceos y leguminosas, con las posibilidades que ofrece el artículo 68, de destinar fondos a los sectores que son considerados preferentes.

Con respecto a la continuidad de la PAC, que es lo que preocupa a todos en España, se está trabajando de cara a la presidencia española de la Unión Europea.

Castilla-La Mancha, junto al resto de comunidades españolas y el Ministerio, trabajan en la estrategia política para preservar la PAC a partir del año 2013. Un objetivo prioritario que se ha marcado España de cara a 2013 y lógicamente Castilla-La Mancha porque, según el consejero de Agricultura, José Luis Martínez Guijarro, “tenemos un sector agrario de vital importancia que supone la garantía de la actividad económica de nuestro medio rural, de la seguridad alimentaria de los consumidores europeos y de la conservación del medio ambiente. Con estos tres ingredientes tenemos que ser capaces de poner en valor la PAC de cara a la sociedad y, en esto, estamos trabajando de forma muy intensa”, aseguraba.