Esther Serrano nos explica que, en lo que a planificación se refiere, la Asociación de Ecoturismo de Castilla-la Mancha “lleva en mente algo más de dos años”, si bien no fue hasta hace unos cuatro meses cuando se constituyó como tal. En ese intervalo de tiempo, nos explica que “primero nos constituimos como Plataforma, y hemos estado viendo el modo en el que podíamos organizarnos lo mejor posible (puesto que Castilla-la Mancha es un territorio muy extenso y había que poner todo en marcha ‘desde cero’, lo que nos ha resultado un poco más complicado)”.

Señala que, sobre todo, han dedicado mucho tiempo “a definir lo que queríamos, a realizar un código ético y a establecer las bases para diferenciar lo que es el producto de Ecoturismo”, punto en el que detalla que “fundamentalmente, todas las empresas que nos hemos dedicado en la región al Ecoturismo propiamente dicho, nos tenemos que dar de alta primero como empresas de , y eso ha ocasionado tal ‘jaleo’, que todavía estamos de algún modo diferenciando qué es exactamente el Ecoturismo, de dónde viene, y a qué nos queremos dedicar”.

“No existe ningún canal de comercialización en Castilla-la Mancha de productos turísticos de naturaleza propiamente dichos”

Esther nos explica que “para que una actividad se considere Ecoturismo, tiene que tener un objetivo de conservación del , de rescate de las tradiciones y de los usos rurales, y todo el dinero que eso genere, se debe quedar dentro de la población local; el Turismo Activo tiene, sobre todo, una base deportiva… en principio, no tienen nada que ver las dos actividades”.

Como grandes inconvenientes, asegura que se han encontrado “con cierta ‘desgana’ en general, y no porque no haya ganas de trabajar (que sí las hay), sino porque hay una situación que nos viene de mucho tiempo y que hace muy complicado llevar el producto hacia arriba… no existe ningún canal de comercialización en Castilla-la Mancha de productos turísticos de naturaleza propiamente dichos (o de Ecoturismo, en este caso); entonces, la gente está de algún modo como esperando ‘que venga alguien y que me diga cómo lo tengo que hacer’ (cuando, verdaderamente, el trabajo lo tenemos que hacer nosotros desde abajo); esto es un poco lo que ofrece la Asociación de Ecoturismo de Castilla-la Mancha: que, entre todos, hagamos fuerza para ver si, en vez de solos, somos capaces de ‘lanzar’ esos productos (muchos de ellos, de microempresas y empresas familiares) al exterior y de hacerlo con éxito hacia los receptores”.

Esther Serrano concreta que la Asociación cuenta, ahora mismo, “con una persona que se encarga de hacer vocalía en cada una de las cinco provincias; estamos situados prácticamente en todos los espacios naturales de Castilla-la Mancha y, en total, ahora mismo somos 27 empresas; todavía estamos en proceso de captación de socios, aunque tampoco es que haya muchísimas empresas más…”.

Asegura que no solamente son una Asociación de empresarios, sino que se abren también “a Asociaciones, a grupos de investigación, a particulares, a gente a la que le gusta el Ecoturismo… en definitiva, a todos aquellos que tengan inquietudes en el desarrollo turístico desde el punto de vista de la conservación y que amen la naturaleza”.

”No sé cómo hasta ahora no nos hemos dado cuenta de que nuestro principal potencial turístico en Castilla-la Mancha es el Ecoturismo”

Serrano no duda al afirmar que “el Ecoturismo en Castilla-la Mancha tiene un potencial que creo que no se ha calculado porque, creo que si se hubiera calculado hace tiempo, ahora mismo estaríamos ‘en la cresta de la ola’, porque nuestra región tiene una gran superficie protegida hoy en día, gozamos de una altísima cantidad de especies protegidas y de un montón de espacios naturales en general… No sé cómo hasta ahora no nos hemos dado cuenta de que nuestro principal potencial turístico en Castilla-la Mancha es el Ecoturismo”.

Añade que se ha empezado por la línea del Turismo Rural “porque sí que hay bastante avanzado en ese ámbito”, si bien concreta que “verdaderamente, hay que ir a por esto, porque el mercado internacional es lo que está pidiendo; cada vez hay más gente que viaja, sencillamente, para ir a conocer especies que no conoce (por ejemplo, tenemos el caso del Turismo Ornitológico: hay muchísima gente que sólo se dedica a intentar meter en su listado las especies ornitológicas que han visto, y sólo viajan por eso); por eso considero que la proyección en este ámbito de Castilla-la Mancha es increíble, y no la sabemos ni nosotros”.

Es tan reciente la implantación ‘organizada’ de esta modalidad turística en la región que, tal y como Esther asegura, en lo que a datos se refiere “prácticamente estamos ‘a cero’, no tenemos nada en este sentido, ha habido como una especie de ‘vacío’ en relación a esto, no existen aún estadísticas… sólo sabemos cosas a través de la Red Natura 2000 (nosotros tenemos gran territorio de Red Natura 2000), y conocemos que el potencial de C-LM (puesto que está funcionando en otros sitios, y nosotros tenemos una gran cantidad de biodiversidad) nos haría altamente competitivos, pero esos datos faltan (de hecho, ése es uno de los principales deberes que tenemos que cumplir nosotros como empresarios y como gente que está ahí, ‘al pie del cañón’); la recogida de datos es fundamental para poder hacer una planificación”, reitera.

Recurriendo de nuevo a algunos de esas cifras que sí podemos extraer de la Red Natura 2000, Serrano señala que “desde el año 2000 hasta 2015, se han creado (directa o indirectamente) entre 4 millones y 8 millones de empleos a nivel de Europa; ahora mismo en Castilla-la Mancha, tenemos 1.800.000 hectáreas de Red Natura 2000 (que es el 22% de la superficie), de lo que se deriva que podríamos tener una gran cantidad de puestos de trabajo (si lo sabemos mover) y muchos turistas (sobre todo europeos) que van a venir demandando este tipo de Turismo, en el que hay que generar un desarrollo sostenido (que es de lo que se trata)”.

“El Plan Estratégico de Turismo 2015-2019 está bastante en la línea del Turismo sostenible, del Turismo de naturaleza y del Ecoturismo”

El mayor desarrollo hasta ahora (a nivel regional) se ha dado “fundamentalmente en espacios que, históricamente, han tenido mayor impulso turístico, como pueden ser las provincias de y Cuenca (por tener como capitales dos ciudades Patrimonio de la Humanidad, lo que es una forma de atraer gente y derivarla a otros servicios turísticos como puede ser el Ecoturismo) o bien los Parques Nacionales (que, con presupuesto propio y de una manera planificada, también han llegado a tener un desarrollo bastante mayor que el de otras zonas)”.

En el otro lado de la balanza, existen “ejemplos de otros Parques Naturales más ‘pequeños’ y recién creados (como es el y ) que prácticamente están completamente ‘a cero’… en general, podríamos resumir que, en este ámbito, está todo por empezar y depositar un poco más de esfuerzo”.

Dicho esfuerzo pasaría (tal y como señala Esther) porque, a nivel de las Administraciones, “se abanderara y se creyera en el producto, que se comprenda que Castilla-la Mancha tiene un gran potencial”.

Al hilo de esto, señala como positivo que han estado en contacto con la Junta de Comunidades, con la que han percibido que están “en la misma sintonía”; incide, por ejemplo, en que “el Plan Estratégico de Turismo 2015-2019 está bastante en la línea del Turismo sostenible, del Turismo de naturaleza y del Ecoturismo y, en verdad, lo principal es creérselo, creer que es posible y que podemos estar en primera línea de combate”.

Apunta que, en este sentido, “los canales de comunicación están ampliamente abiertos, al 100%, y nosotros lo estamos aprovechando porque pensamos que, desde abajo, lo que tenemos que hacer es reunir todas las voces y presentar acciones concretas que sean bien recibidas y lleguen a buen puerto”.

Añade que “lo primero que hemos hecho, ha sido presentar una propuesta de modificación del decreto relacionado a lo que antes hablaba de diferenciación del Turismo Activo y el Ecoturismo, para que sean dos productos distintos y que las empresas se puedan diferenciar a sí mismas en función a las actividades que hacen; hemos conseguido trasladar esta propuesta, que ha sido bastante bien aceptada”. Igualmente, incide en que han planteado “una serie de líneas básicas para el desarrollo de un Plan Estratégico de Ecoturismo en Castilla-la Mancha (que también ha tenido muy buena aceptación)”.

“Hay mucha gente que es ecoturista y no lo sabe”

Esther Serrano nos explica que “en general, el ecoturista es una persona muy concreta que consume un Turismo muy concreto, pero hay mucha gente que es ecoturista y no lo sabe porque el producto no se conoce”.

Añade que, por otro lado, “la propia gente de los sitios, muchas veces ocurre que ‘nadie es profeta en su tierra’ o que no se cree en los valores de la tierra propia, y eso es perfectamente cierto, nos sucede una y otra vez; es fundamental volcar esta labor de educación ambiental también hacia la población receptora, para que los propios municipios, pueblecitos de montaña que están ‘por ahí perdidos’, sepan valorar lo que tienen y conozcan las potencialidades y los recursos”.

De ahí que señale nuevamente que “es fundamental que el dinero que se genera (los beneficios económicos y en calidad de vida), se queden en esa localidad receptora, y eso es lo importante que hace también el Ecoturismo; el ecoturista es muchas veces alguien que busca eso: que ese dinero que, de alguna manera, él está ayudando a generar, se quede precisamente en ese lugar que está conociendo, en esa persona que está haciendo un taller de mimbre, en ese artesano, en ese productor, en ese restaurante, en ese guía, etc. es un poco de lo que se trata, por eso pienso que el Ecoturismo, bien realizado y cumpliendo todos sus objetivos, puede ser la clave del desarrollo de cualquier zona rural”.

Día Internacional de los Humedales

Un año más, se acaba de celebrar el ‘Día Internacional de los Humedales’ (que tiene lugar en las jornadas que rodean al 2 de febrero). La presidenta de la Asociación de Ecoturismo de Castilla-la Mancha nos detalla que “durante esta pasada semana hemos organizado diferentes actividades en distintos sitios de la región celebrando este ‘Día Internacional de los Humedales’; RAMSAR es un Tratado Intergubernamental del año 1975 (aunque se firmó en el ’71) y, desde entonces, ha ido celebrando todos los años, consecutivamente, esta Jornada (por ejemplo, este año, trataba sobre la conservación y uso racional de los Humedales)”.

Al hilo de esto, señala que “durante muchos años, los Humedales han estado mal vistos porque se pensaba que eran zonas improductivas, que podían traer y generar algunas enfermedades y, sobre todo, que les estaban quitando espacio a la agricultura; pero, poco a poco, hemos visto que los Humedales son esenciales para la vida, y cuanto más intentemos conservar nuestra naturaleza, mayor calidad de vida podremos tener”.

Explica que “a nivel de la Asociación, hemos facilitado que las empresas propusieran actividades relacionadas con los Humedales, y a lo largo de la semana hemos tenido varias de ellas (sobre todo relacionadas con avistamiento de grullas, puesto que estamos en época), y la verdad es que ha resultado bastante bien, nos falta recoger algunos datos de empresas para ver cómo les ha ido pero, en general, los resultados parecen haber sido positivos y con índice de participación bastante elevado”.

Serrano asegura que se fijan las metas, paso a paso: “Estamos todos los días como ‘aprendiendo a caminar’, nos tenemos que fijar objetivos alcanzables y que la gente (y, sobre todo, los empresarios) podamos ver porque, si no, nos podemos perder en el camino (y, fundamentalmente, perder las energías y las ganas), y eso no puede ocurrir; con poquitas cosas y con acciones que verdaderamente sean visibles y que se puedan reconocer, paso a paso se irá haciendo el camino”, concluye, no sin antes invitarnos a conocer esta modalidad en alza de turismo (de la que pueden obtener más información a través de la web www. ecoturismoclm.com).

Si lo desean, pueden escuchar al completo la entrevista concedida al Grupo Multimedia de Comunicación La Cerca por parte de la presidenta de la Asociación de Ecoturismo de Castilla-la Mancha, Esther Serrano, a través del archivo de audio que acompaña a este texto.