Torralba critica que el PP “se suba ahora al carro de las macrogranjas para sacar rédito político”, afirma que no hay motivo para generar alarma pues la Junta aplica escrupulosamente la normativa y además avisa de que “el PP miente, pues los ayuntamientos no solamente tienen capacidad de maniobra sino que tienen la última palabra porque son quienes conceden las licencias de actividad”.

La diputada regional por el PSOE de Cuenca, , ha criticado que el PP “se suba ahora al carro de las macrogranjas para sacar rédito político, cuando ha demostrado una nula preocupación por el medio ambiente, como prueba que siguen manteniendo su apuesta por el ATC”. Para la responsable socialista “no tiene ningún sentido que tengan problemas con las explotaciones de porcino pero en cambio estén deseando que circulen por la provincia camiones llenos de residuos nucleares”.

Torralba ha afirmado que no hay ningún motivo para generar alarma, pues “la Junta de Comunidades está aplicando escrupulosamente la normativa para que aquellos proyectos que finalmente salgan adelante cuenten con todas las garantías”. Es más, ha explicado que se está preparando un decreto en el que se recoge un aumento de la distancia de las granjas de porcino a una población en torno a los dos kilómetros, normativa que confía en que esté lista antes de que finalice el año.

La diputada socialista ha argumentado además que la Junta de Comunidades elabora los informes de impacto ambiental e informes urbanísticos de cada proyecto a petición de los ayuntamientos, para lo cual aplica “estrictamente” la normativa, que es la misma que estaba en vigor en la etapa del PP. Y añade que “el PP miente, pues los ayuntamientos no solamente tienen capacidad de maniobra sino que tienen la última palabra porque son quienes conceden las licencias de actividad”.

“Los alcaldes de Cuenca en general, especialmente los de los pueblos más pequeños, están haciendo un tremendo esfuerzo por generar actividad y empleo en sus municipios aprovechando los recursos que tienen, pues tienen un grave problema de pérdida de población, acentuado por las políticas de recortes del , que cerró escuelas rurales, consultorios locales… y asestó un duro golpe al medio rural”, ha apuntado.

Para terminar, Torralba ha pedido al PP que “si está en contra de las granjas porcinas que lo diga alto y claro para que lo sepan los ciudadanos y las empresas agroalimentarias de nuestra provincia”.