En un contacto con los medios de comunicación y al ser preguntado a este respecto, López Miras ha afirmado que el intenta “tender la mano al Gobierno central y al presidente , dialogar y, por lo menos, sentarnos con ellos”.

El objetivo, añade, es “tener reuniones en las que poder acercar posturas en algo tan importante como el trasvase Tajo-Segura, que es fundamental para la Región, para nuestros regantes y nuestros agricultores”.

“Sin embargo, por más que queremos llegar a acuerdos y hablar con ellos, lo que nos encontramos es la negativa, nos dan la espalda y nos cierran la puerta en las narices mientras se sientan en Moncloa con un presidente inhabilitado y con todo un equipo de Gobierno golpista como es el de Cataluña”, ha aseverado López Miras.

Mientras, reprocha que a los murcianos “se nos cierran puertas” y este jueves “se nos volvió a cerrar un poco el trasvase Tajo-Segura, más aún cuando la comisión técnica de explotación del acueducto dijo que se debía de hacer un trasvase de 20 hm3 porque hay reservas suficientes para satisfacer ese trasvase”.

Pues una vez más, ha criticado que el y el Gobierno central “le da la espalda a la Región”.

No obstante, ha asegurado que el Ejecutivo murciano sigue “llamando a la puerta del Gobierno central, de Moncloa y de Pedro Sánchez, porque nuestra mano está tendida, queremos trabajar y defender a la Región de ”.

“Lo que queremos es que los murcianos tengan exactamente las mismas oportunidades y sean iguales al resto de los españoles”, según el presidente del Gobierno murciano, quien ha garantizado que su Ejecutivo va a “seguir llamando a esa puerta”.

Sin embargo, ha lamentado que esa puerta “está cerrada”, este jueves “se cerró con el trasvase y cada día se cierra con algo nuevo mientras que se abre parta aquellos que no son leales a España y se abren las puertas de Moncloa para aquellos que han querido romper España desde Cataluña”.