, 21 de abril de 2018.- El Gobierno regional, a través de la entidad pública Infraestructuras del Agua de Castilla-La Mancha (IACLM) de la Consejería de Fomento, ha aprobado una inversión de 345.817 euros para la restitución del colector de aguas residuales del municipio albaceteño de Letur.

Este colector, situado bajo el farallón rocoso del municipio, fue afectado por unos deslizamientos producidos por las lluvias por lo que las aguas residuales provenientes de la localidad empezaron a emerger al exterior. De esta forma, se ha hecho necesaria una actuación urgente, como ha explicado el director gerente de la de Castilla-La Mancha, Antonio Luengo, y así “se evitará el vertido en un paraje de gran valor paisajístico e interés turístico, pues se sitúa cerca de un mirador panorámico”, en el casco urbano de Letur.

Las actuaciones en el colector, que conecta la red de saneamiento municipal y la citada depuradora, “han sido complicadas en su ejecución, ya que posee una enorme pendiente, pero con ellas se va a restituir completamente, en condiciones adecuadas de seguridad, para evitar que vuelva a ocurrir un suceso similar”, ha indicado Luengo.

El plazo de ejecución de estas obras es de seis meses y consistirá en la construcción de un aliviadero en la conexión del colector con la red de alcantarillado municipal, para evitar la entrada de aguas de lluvia al mismo, puesto que son aguas bastante limpias que no necesitan ser tratadas en la depuradora. También la reposición del colector del mirador, con una longitud de 235 metros y un diámetro de 315 mm.

Por último, la demolición y saneo de la zona del mirador urbano, con el objeto de “acondicionar cuanto antes esta zona que posee gran afluencia de visitantes, puesto que desde este mirador se contemplan los espléndidos paisajes del municipio”. Y con ello, beneficiando por tanto a los casi mil habitantes de Letur y a sus visitantes, y contribuyendo a mejorar la calidad de sus valiosos paisajes y medio ambiente.

Luengo ha explicado que “hace años se constató la necesidad de mejorar esta depuradora, pese a ello el anterior Gobierno no llevó a cabo ninguna actuación para remediarla”, dejando el proyecto de mejora parado, al igual que ha ocurrido en las otras “157 depuradoras que fueron paralizadas durante la anterior legislatura en toda la región, con el consiguiente perjuicio para todos los municipios afectados”.

Finalmente, el responsable de la Agencia del Agua ha indicado que esta actuación se enmarca en los compromisos del Gobierno regional en materia de depuración con el objetivo de mejorar la calidad de vida de los habitantes de los municipios de Castilla-La Mancha y también de “devolver en condiciones óptimas de calidad el agua depurada al medioambiente, algo que nos importa mucho en este Gobierno”.