De esta manera, 2016 es el tercer año en que aumenta la cifra de estos festejos —en los que se juegan reses según los usos tradicionales de cada localidad, tal y como indica el informe—, que han pasado de 13.815 celebraciones en el año 2013 hasta las 17.073 actuales.

La Comunidad Valenciana es la región que más alberga este tipo de festejos, con hasta 8.937 a lo largo de 2016. Otras comunidades autónomas con una cifra elevada son Castilla y (1.900 festejos taurinos), (1.577) o Castilla-La Mancha (1.330), frente a otras como , , o donde no se celebra ninguna.

Esta cifra contrasta con la celebración de festejos taurinos en España, que han bajado en líneas generales. En total, en 2016 se celebraron 1.598 festejos, frente a los 1.736 del año anterior: las corridas de toros (han pasado 394 a 386) y el rejoneo (de 184 a 172) son algunas de las celebraciones que han visto caer el número de festejos.

No obstante, los profesionales taurinos continúan aumentando cada año (hasta los 10.692 en 2016) y, entre ellos, los matadores de toros, que pasan de 813 a 823 (aunque sigue una escasa cifra de mujeres toreras, únicamente seis). Las escuelas taurinas también siguen creciendo, hasta llegar a las 58 en toda España (con Andalucía y Castilla-La Mancha a la cabeza).