ha incidido en la idea de que “para fijar población en nuestros pueblos y que la gente no siga marchándose es muy importante que revitalicemos este sector, porque tenemos la suerte de ser una provincia productora de los mejores productos a nivel mundial: la dieta mediterránea está de moda y aquí somos creadores de ella; especialmente el sector del vino es básico para nuestro futuro”, ha reseñado.

El máximo representante de la Diputación albaceteña ha manifestado sobre la intervención que el consejero de , y Desarrollo Rural () ha protagonizado en dicho Foro que le ha gustado mucho “oír al consejero decir que una de las grandes prioridades será hacer promoción del sector del vino para fomentar que crezca el consumo interno y que sigamos exportando para que la calidad que ya hemos conseguido en el producto, la sepamos vender; que se vayan a hacer esfuerzos en ese sentido es algo que me ha gustado escuchar de boca del consejero”.

Como ha reiterado Cabañero, desde la Diputación de Albacete “estamos dispuestos a sumar esfuerzos; nosotros vamos a poner toda la carne en el asador para que nuestros pueblos no se mueran y sigan teniendo un futuro, y eso pasa porque la economía siga creciendo; y para esto va a ser importante el sector primario y la transformación de las industrias agroalimentarias; ahí van a tener todo nuestro apoyo”.

Santiago Cabañero valora muy positivamente que la próxima reestructuración en torno al vino priorice ‘modelos de titularidad compartida para que la mujer sea visible’

A raíz del anuncio del consejero de que se priorizarán en la próxima reestructuración los modelos de titularidad compartida para que la mujer sea visible, el presidente de la Diputación de Albacete (muy implicada en una política transversal de igualdad que desea llevar a cada municipio de provincial por pequeño que sea) ha puesto en valor la iniciativa: “En materia de igualdad hay que implementar medidas de discriminación positiva, como la que ha apuntado el consejero con el fin de apoyar a aquellas empresas que tengan titularidad compartida”.

En este sentido, Cabañero ha confesado sentir “mucha rabia” cuando oye decir que ‘la mujer se ha incorporado al trabajo’… “No: la mujer lleva trabajando toda la vida pero nunca ha sido dueña de su trabajo; el que esto se revierta creo que es de vital importancia; nos encontramos en una zona rural en la que hay muchísimas mujeres que dependen económicamente de sus parejas porque nunca han cotizado en la Seguridad Social después de estar toda la vida trabajando mucho (por ejemplo, en las explotaciones agrarias)… el que esto se regularice creo que es una gran medida (no sólo para el mundo rural, sino para esta sociedad que va a ser más igualitaria)”, ha concluido.

Intervención durante el acto